Listo, tengo canción favorita de marzo, chao. Una Lorde bailable es algo que pocos se esperaban y de verdad que yo con Green Light quedé así EN LLAMAS y me quiero subir onda ahora mismo arriba de una mesa a bailar.

Después de ya un buen tiempo sin sacar nada, y luego de una misteriosa campaña anticipando su regreso, esta cabra reapareció renovada, con mucha más fuerza que la última vez que la vimos y nos viene a decir que algo nuevo está cerca, que hay que esperar la luz verde porque se viene. La canción más prendida de Lorde ever y yo no sé ustedes, pero creo que ella está mejor que nunca, en todo sentido de la palabra.

Lorde define Green Light como algo diferente e inesperado. En su Twitter la definió como compleja, divertida, triste y alegre y hace especial énfasis en que nos hará bailar.

No sé, pocas veces me pasa, pero esta canción me dejó con una sensación muy bacán. Seca Lorde, tqm, y ahora a esperar el disco completo, que después de esto, no me extañaría que esté en mis favoritos del año.

¿Qué les pareció a ustedes Green Light?

Autor

Periodista y directora de The Pocket. Me gustan los perros, las películas y veo más series de las que debería. En otra vida fui una sailor scout. En Instagram @palaliu.

Deja Un Comentario