Como una fanática de Nasty Gal y también de la mayoría de las producciones de Netflix, pensé que la llegada de Girlboss, la adaptación del libro autobiográfico de Sophia Amoruso, se convertiría en mi nueva regalona y Amoruso en mi nueva heroína televisiva. Con esta idea fue que me instalé un viernes en la noche a ver el estreno, pero mi primera impresión fue otra: Sophia Amoruso me cae pésimo.

No leí nunca el libro, en realidad tengo pocos antecedentes de ella más allá de saber que creó un imperio en torno a las compras online. Esa información me bastaba para imaginarme una mujer poderosa, seca y un ejemplo a seguir, sobre todo para quienes vemos en la moda algo atractivo y una no menor oportunidad de negocio y forma de ganarte la vida. No dudo que para algunas lo sea, pero lo que pintan en la serie es una mina un tantito malcriada y poco empática, que pasa sobre todos y que mira únicamente su propio ombligo para conseguir sus objetivos. Y para mí eso es súper next.

Con Britt Robertson en el papel protagónico, Girlboss habla sobre cómo una joven de 23 años, chata de su vida y de ser despedida de todos los trabajos, un día descubre que comprando ropa usada y vendiéndola mucho más cara por Internet, podría hacerse la América. Esos son los inicios de Nasty Gal, uno de los sitios con mayor crecimiento de los últimos años según Forbes.

Los capítulos son cortitos y van contando cómo Amoruso crece y crece con su nuevo proyecto. Sí, Girlboss habla sobre encontrar tu vocación y camino, pero en lo personal me pasa que a todo ese sentimiento y mensaje que se quiere transmitir, le falta caleta de alma. Tanto la protagonista como la manera en que se va desarrollando la historia, generan un rechazo más que un llamado a algo. Tal vez no lo buscan, pero me parecería extraño siendo una serie que habla precisamente de alguien que la hizo en la vida.

Sobre el guión, creo que también guatea ene. Hay varios capítulos prescindibles, que más que avanzar, se quedan pegados en una nueva pataleta de su protagonista. Y puede que uno o dos capítulos sobre eso se pueden aguantar, pero ya un tercero o un cuarto dan ganas de adelantarlos y que termine luego la cuestión.

No sé si la Sophia Amoruso de la vida real será como la de la serie. Quizás sí, quizás no, pero al menos lo que vi en esta adaptación me alejó lo suficiente como para decidir no seguir viéndola. Aparte habiendo tantas otras producciones buenas saliendo todos los días, con mujeres cuáticas e historias poderosas (como The Handmaid’s Tale, nueva favorita de cual pronto les contaré), mejor no perder el tiempo.

(Perdón Netflix, ni con esta ni con 13 Reasons Why me gustaste :( )

¿Vieron ustedes Girlboss? ¿Les gustó?

Autor

Periodista y directora de The Pocket. Me gustan los perros, las películas y veo más series de las que debería. En otra vida fui una sailor scout.

9 Comentarios

  1. La Sophia del libro es muy distinta a la de la serie. Cuando lees el libro te dices oh wn, si Sophia pudo, obvio que yo también, girlpower y la pescá. De verdad te dan ganas de ser como ella, de tener garra, de no renunciar a tu sueño porque alguien te trata mal, de trabajar por alcanzar eso que quieres. Con la serie no pasa nada de eso y la Sophia de la serie es tan desagradable: es rota, se jura bacán por existir pero no le ha ganado a nadie, es irresponsable, cree que el mundo le debe cosas, trata mal al resto, es exagerada y HABLA TODO EL RATO. La odié.

  2. Siiii… llegue hasta el 5 capitulo y foooome!!!! 13 reason why… nunca enganche….. que bueno saber que no estoy sola en el mundo! jajajaja

  3. La verdad nunca había escuchado de Sophia y CREO haber visto por ahí alguna portada de Girlboss pero nada más, así q iba con cero expectativa. Y pese a q leí otra publicación diciendo q la serie dejaba mucho q desear, pucha, me gustó. Me jodí de la risa en muchas partes, sobre todo en la parte the The O.C. Quizás muchos esperaban una serie más profunda,con momentos de inspiración y eso,y fue más tirada a la comedia. Si,al principio se ve muy inmadura, pero después comete errores q la hacen recapacitar,asi q quizás deberías verla completa. Sobre los capítulos de relleno, la verdad solo me pareció q ese de los amigos en MySpace fue medio cero aporte. El resto los encontré dinámicos, avanzando en la historia, y el hecho q durará 20 y tantos minutos,mejor. A mi me gustó, la encontré una serie liviana,no todo tiene q ser la nueva GoT.

    • Qué bacán que te gustó! Créeme que me habría gustado mucho que me gustara y también créeme que le di la oportunidad, por algo empecé a verla. No buscaba para nada una nueva Game of Thrones, yo he sido fan tanto de series de ese tipo como de Gossip Girl, entonces no va por ahí la cosa. Simplemente no enganché, nada me hizo sentirme aferrada a la serie, ni a su historia ni a su protagonista. Y cuando eso pasa, para mi es mejor dejarlo ir, jajaja.
      Saludos!!!

      • Gossip Girl! xo xo … chica indiscreta! lo mejor! junto con sex and the city, unbrekeable kimmy schmith y Rupaul! ese sería mi mundo perfecto!

Deja Un Comentario